Acusado de abuso sexual y violación por varias mujeres, Andrés Roemer sigue libre, en Israel.

Un hombre con poder y dinero puede violar o abusar de una mujer y no pasa nada.

Dinero mata justicia, poder la remata. Andrés Roemer podrá seguir violando mujeres, la impunidad es su garantía. ¿Qué hace falta para acabar con este tipo de injusticias? Esto nada más : Romper el silencio por parte de las víctimas y de los medios de comunicación. Que los fiscales hagan su trabajo con perspectiva de género y sin la influencia de la CORRUPCIÓN. Que los jueces tampoco se dejen influenciar por el canto de las sirenas. Y que no nos acostumbremos a este tipo de fechorías para seguir condenándolos.

9 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731