AMLO convivió con al menos 11 funcionarios antes de confirmar que tenía COVID-19

Este lunes el presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó que dio positivo en la prueba de COVID-19; sin embargo, antes de conocer su contagio, convivió a lo largo del día con al menos 11 funcionarios públicos.



Previo a la conferencia matutina del lunes, en la que admitió presentar síntomas de la COVID, había tenido una reunión con el Gabinete de Seguridad, conformado por representantes de la Secretaría de Marina y de la Secretaría de Defensa; así como Rosa Icela Rodríguez, secretaria se Seguridad Pública, el secretario de Gobernación, Adán Augusto y Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la CDMX.


Después, durante la conferencia de prensa estuvo conviviendo de cerca, sin uso visible de cubrebocas, con Ricardo Sheffield Padilla, Procurador Federal del Consumidor, y Jesús Ramírez Cuevas, vocero de la presidencia.


“Sí, amanecí ronco, me voy a hacer la prueba (COVID) más tarde, pero yo creo que es gripe”, respondió cuando le señalaron que sonaba enfermo.


Y antes de informar el resultado de su prueba se reunió con Javier May Rodríguez, secretario de Bienestar, Ariadna Montiel Reyes, subsecretaria de Bienestar y Roberto Salcedo Aquino, secretario de Función Pública.


En la lista también entra Manuel Bartlett Díaz, director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Diego Prieto Hernández, director general del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), y Víctor Villalobos Arámbula, secretario de Agricultura y Desarrollo Rural.


Alrededor de las 18:00 horas, López Obrador confirmó a través de su cuenta oficial de Twitter que se había contagiado de COVID-19 y que presentaba síntomas leves.


“Permaneceré en aislamiento y solo realizaré trabajo de oficina y me comunicaré de manera virtual hasta salir adelante”, publicó.


El mandatario publicó que el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández –que se reunió con él cuando ya estaba contagiado– lo representará en las conferencias de prensa y en otros actos.


Desde el viernes pasado se le había cuestionado sobre su posible contagio, después de que se diera a conocer que la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, había salido positiva en la prueba de COVID-19.


Aunque López Obrador informó que había convivido con ella días antes, negó que tuviera algún síntoma propio de la enfermedad y dijo que debido a esto no se haría la prueba.

6 visualizaciones0 comentarios