Gobierno de AMLO acusa a Animal Político y a OSC de recibir recursos para atacar al Tren Maya

El Gobierno Federal acusó esta mañana a Animal Político y a otras ocho organizaciones civiles de recibir financiamiento de fundaciones extranjeras para criticar y oponerse a la obra del Tren Maya, pero la información que difundió en la conferencia matutina de este viernes es falsa. 



Jesús Ramírez Cuevas, vocero de la Presidencia, llamó “Benefactores y Opositores” a las Fundaciones Ford, Kellogg, NED, Rockefeller y Climate Works y dijo que, por oponerse al proyecto de infraestructura ubicado en el sur del país, han entregado recursos a organizaciones mexicanas. 


Según Ramírez, la Fundación NED “viene del Departamento de Estado estadounidense” o la Fundación Kellogg “vende Corn Flakes y cereales como los frutilupis”, lo que es falso e impreciso. 


En el listado dado a conocer esta mañana, el gobierno federal dijo que Animal Político recibió de Fundación Kellogg 213 mil 751 dólares, mientras que Fundación Ford le entregó 490 mil dólares, como parte de la oposición al Tren Maya.


“Está precisado que forma parte de fondos dedicados al sureste mexicano, en particular en Campeche y Yucatán”, dijo Jesús Ramírez, lo que es falso, pues son recursos que se entregaron incluso antes de que existiera el proyecto del Tren Maya o iniciara la gestión del actual gobierno.


Como puede verse en el siguiente documento, el Acuerdo que Animal Político hizo con la Fundación Kellogg fue para un proyecto que se ejecutó entre octubre de 2017 y noviembre de 2018, antes de que iniciara la gestión de Andrés Manuel López Obrador. El donativo se utilizó para realizar contenidos para la sección México Desigual y visibilizar el problema de racismo y desigualdad en el país. 


Los recursos de la Fundación Ford, por su parte, corresponden a los años 2016-2020. Animal Político firmó con esta Fundación un acuerdo para iniciar, a partir de noviembre de 2016, talleres y capacitación a periodistas en los estados del país. En 2017, el equipo visitó redacciones en estados como Puebla, Durango, Yucatán, Sonora, Nuevo León o Baja California, por mencionar algunas, para impartir estos talleres. 


Durante 2018, con esos recursos se realizó un Manual de Metodología e Investigación periodística que se ha difundido entre cientos de estudiantes de periodismo y periodistas activos, además de que se impartieron capacitaciones en verificación de información y periodismo digital. 


Actualmente, Animal Político cuenta con un grant con Fundación Ford para hacer investigación en temas de impunidad, corrupción, y continuar el trabajo de investigación en desigualdad y cambio climático. 


En la conferencia de este 28 de agosto, el vocero presidencial, Jesús Ramírez Cuevas, dijo que estos señalamientos sobre el financiamiento para atacar al Tren Maya se hicieron con base en una investigación privada y que la administración federal tomó como punto de partida para su propia indagación, sin embargo, ni Presidencia ni el vocero buscaron a Animal Político para confirmar la información.


“Animal Político no recibe financiamiento condicionado a alabar o criticar ningún programa público. Incluso, ni siquiera hemos publicado algún reportaje amplio sobre el Tren Maya. Lamentamos profundamente que el Presidente insinúe que existe algo irregular, sin pruebas”.


“Lamentamos también que el Presidente use las mañaneras para acusar, sin investigar antes. Quienes hacemos @Pajaropolitico exigimos se aclare esta información, que daña el trabajo periodístico que hacemos desde hace diez años, con el único objetivo de servir a los lectores”, escribió el director editorial, Daniel Moreno.  


Fundación Kellogg responde


En un comunicado, Fundación Kellogg aclaró que mucho antes del inicio del proyecto del Tren Maya “ha estado apoyando a organizaciones en el sureste de México que se esfuerzan por hacer que las comunidades en las que trabajan sean aquellas en las que todas las niñas y los niños puedan prosperar”.


Incluso señalan que el trabajo de la fundación en la Península de Yucatán comenzó en 2010, es decir, ocho años antes de que comenzaran las conversaciones públicas sobre el proyecto Tren Maya.


La fundación acotó que los donativos que proporciona apoyan diferentes líneas estratégicas como salud, educación, producción de alimentos e interpretación para el acceso a la justicia.


Así como la labor en defensa de los derechos humanos, los derechos indígenas y la protección del medio ambiente.


“La Fundación W.K. Kellogg respeta las actividades de sus donatarias para alcanzar sus objetivos como ellas juzguen necesario, pero la fundación no dirige cómo se usan estos recursos”, destacó.


Fundación W.K. Kellogg ha estado trabajando en México desde 1944, y ahora apoya a más de 100 organizaciones en el país, desde organizaciones de base comunitaria hasta entidades con presencia internacional, universidades públicas y centros de investigación.


“Todo el trabajo de la Fundación W.K. Kellogg en México cumple con todos los requisitos de transparencia y otros requisitos tanto en Estados Unidos y México. La fundación verifica que todas nuestras donatarias también lo hagan”, se lee en el comunicado.


Organizaciones alzan la voz 

Edna Jaime, directora de México Evalúa, aseguró que la información difundida por el gobierno federal no es veraz, pues la organización recabe fondos para analizar políticas públicas, en ese caso, la reforma al sistema de justicia, no sobre el Tren Maya.



El vocero Presidencial señaló que México Evalúa se ha dedicado a hacer una revisión de las políticas públicas del Gobierno mexicano, en particular, del Tren Maya y recibe de la Fundación NED, 85 mil dólares.


“No ‘nos oponemos’ a nadie, somos sociedad civil que piensa, analiza y construye un mejor país. Trabajamos con datos, evidencias, estadísticas y hechos. No ‘nos oponemos’, proponemos para que el dinero público se use con honestidad.

Grupo Indignación, dedicada a la promoción y defensa de derechos humanos respondió: “después de 30 años de caminar con el pueblo maya de la península de Yucatán, TENEMOS OTROS DATOS”.


Jesús Ramírez indicó que Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) también recibe fondos para criticar el Tren Maya, en particular de la Fundación Ford (220 mil dólares) y de la fundación del Departamento de Estado de EU (90 mil dólares), y 25 mil dólares de la Fundación Rockefeller.


En un comunicado MCCI señaló que dicha información también es falsa, ya que no no han recibido “financiamiento internacional alguno para criticar al Tren Maya”.


La organización aseguró que “el financiamiento de fundaciones internacionales a las organizaciones de la sociedad civil es lícito y de su recepción se da cuenta a las autoridades mexicanas”.


Añadieron que las prioridades de investigación y la línea editorial de MCCI para investigaciones periodísticas, académicas y de política pública “no responden a ningún interés de los donantes, nacionales o extranjeros”. Además de que ningún donativo influye en las actividades de la organización. “Es ella y sólo ella la que decide su agenda de investigación”.


MCCI acotó que el uso del podio presidencial para desprestigiar a organizaciones de la sociedad civil “no es una práctica nueva y constituye un abuso de poder” al poner en duda su labor e insinuar que incurren en prácticas ilícitas.


“Sus palabras son un nuevo intento por acallar las voces críticas. MCCI refrenda su compromiso para denunciar a través de su trabajo la corrupción pública de cualquier gobierno”, se lee en el comunicado.


Para finalizar argumentan que el financiamiento de fundaciones internacionales a organizaciones de la sociedad civil, academia y medios de comunicación “ha sido crucial para el fortalecimiento de la democracia en nuestro país, la rendición de cuentas y la transparencia”.


Igualmente, la organización negó en sus redes sociales que reciba dinero para oponerse al Tren Maya.


Por su parte, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA), también citado, señaló que el propio gobierno “hace uso de la cooperación internacional y otorga recursos para la defensa de derechos humanos” debido a que “la cooperación internacional para el desarrollo es legal, así como los donativos de particulares, empresas y fundaciones nacionales e internacionales”.


El CEMDA agregó que su trabajo por defensa y protección de los derechos ambientales del país no es reciente ni inició en la presente administración, sino hace casi 30 años particularmente, en la Península de Yucatán.


La organización detalló que actualmente trabajan en temas como la contaminación del agua por glifosato, la explotación minera y afectaciones de proyectos de energía, entre muchos otros.


“Lamentamos nuevamente que el Estado mexicano criminalice el trabajo de las organizaciones de la sociedad civil (…) Demandamos una disculpa pública por las agresiones y actos de difamación por los que hemos sido objeto desde la Presidencia de la República”, escribieron en su cuenta de Twitter.


El Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura (CCMSSAC), otra de las organizaciones señaladas, aclaró que trabajan sin fines de lucro con comunidades forestales del país desde hace más de 26 años.


El CCMSSAC explicó que donaciones que reciben son destinadas a fortalecer diversas iniciativas comunitarias de manejo sostenible de los bosques, las selvas y en general los territorios por parte de sus habitantes y dueños.


“Condenamos la campaña de desprestigio y deslegitimación emprendida en contra de organizaciones civiles que hemos cuestionado los impactos de algunas políticas y proyectos del actual gobierno, específicamente el megaproyecto llamado Tren Maya”, expresaron en su cuenta de Twitter. 


Lamentaron que el gobierno de López Obrador “estigmatice y difame” a quienes piensan diferente. “Le llamamos a respetar y escuchar la diversidad de opiniones. Criminalizar a las organizaciones, y peor aún, hacerlo con dolo e imprecisiones no es el cambio que buscamos para nuestro país”.


También, calificaron la información presentada este viernes como dolosa y engañosa. “Con estos datos manipulados se intenta desvirtuar y criminalizar el trabajo de la defensa de los derechos, del medio ambiente y de construcción de procesos organizativos de base en los que las organizaciones mencionadas llevamos años trabajando”.


9 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731

©2020 por El Fronterizo del Sur