Indignan al país los constantes casos de feminicidio


Al menos ocho mujeres fueron asesinadas en igual número de estados entre el 21 y el 28 de septiembre; en la mayoría de los hechos, los sospechosos o presuntos responsables son hombres que ellas conocían.



Los casos de Jessica, en Michoacán; Alondra, en Coahuila; Noemí, en Querétaro; Carmen, en Zacatecas, y Lucero, en Baja California, generaron protestas y condenas en redes sociales. Los asesinatos de Nayeli, en Chiapas y Marlene, en Puebla, no tuvieron tanta difusión; seis de ellas dejaron niños huérfanos.


El más reciente se dio a conocer anoche en Nayarit; es el caso de la niña Michel Ailyn, de tres años, quien murió el domingo cuando era cuidada por su padrastro. La menor tenía antecedentes de abuso sexual y maltrato, por lo que se investiga al padrastro y al abuelo.


El caso que ha generado más protestas a nivel nacional es el de Jessica González Villaseñor, quien desapareció en Morelia, el 21 de septiembre y fue encontrada cuatro días después.

Tras dos días de protestas, la noche del domingo, el fiscal de Michoacán, Adrián López Solís, informó que se tenía una orden de aprehensión en contra de Diego “N”, de 18 años, como presunto responsable.


El domingo, en Saltillo, Coahuila, se encontró el cuerpo de Alondra Elizabeth Gallegos, de 20 años, en una vecindad donde trabajaba limpiando.


Un hombre identificado como José “N”, el empleador de la joven, está detenido.

En Querétaro, Noemí, de 20 años de edad, fue asesinada. El presunto homicida, Luis Ángel “N”, novio de la hermana de la víctima, está detenido.

La historia de Marlene, de 26 años, se quedó en Atlixco, Puebla, donde su cuerpo fue encontrado el miércoles 23. De ella sólo se sabe que tenía dos hijos.


El jueves 24 de septiembre, en Zacatecas, fue asesinada Carmen Vázquez Bueno, conocida como Karamelo, hecho que conmocionó a la comunidad chola de todo el país.

El mismo día, en San Quintín, Baja California, Lucero Rubí fue asesinada por su expareja.


Del otro lado del país, en Comitán de Domínguez, Chiapas, vivía Nayeli, de 18 años y madre de un niño de dos, murió al “salir proyectada” del auto en el que viajaba con Erick “N”, su pareja, quien ayer fue detenido.

8 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731

©2020 por El Fronterizo del Sur