LA CHICA SUPER PODEROSA PROTEGE A LA DIRECTORA DEL COBACH

A Nancy Leticia Hernández Reyes le vale un comino la austeridad republicana y las instrucciones giradas por el gobernador del estado así como el discurso que semana a semana manifiesta señalando que es una prioridad de su gobierno la lucha frontal hacia la corrupción.



¿Qué es eso de no despilfarrar el recurso público en salarios onerosos a los funcionarios? Pues esta funcionaria no solo cobra una jugosa dieta mes con mes, sino que su cuerpo directivo es el mejor pagado de todas las instituciones educativas.


Aún así tuvo la desfachatez, en estos tiempos de crisis, de solicitar una ampliación de su plantilla, creando dos direcciones más en su estructura: la Dirección de Control y Seguimiento Normativo y la Dirección de Tecnologías e innovación educativa, colocando ahí a dos cómplices de sus corruptelas.


La Dirección de Control y Seguimiento Normativo la inventó para su amigo Juan Pablo Gutiérrez Moreno quien se ha convertido en cómplice y servil empleado desde su oscuro paso en la Universidad Tecnológica de la Selva y le servía para ocultar la información de sus triquiñuelas ante las autoridades correspondientes, para efecto de que no salga observada en las auditorias.



En la Dirección de Tecnologías e Innovación Educativa colocó a Javier Valseca Pinto, quien para lo único que le sirve es para llevarle los "moches" de sus proveedores informáticos,tal como lo hicieron al inicio del presente siclo escolar con un sistema que para nada le sirvió con los exámenes de admisión, por lo que de manera expedita, alumnos, maestros y padres de familia se manifestaron; una muestra más de que no existe razón de ser de la creación de estas nuevas direcciones.


Se está aprovechando de esta coyuntura para despacharse con la cuchara grande y así otorgarle las mejores plazas a sus recomendados, pasando por alto a todos aquellos verdaderos trabajadores cobachenses, quienes sí cumplen con el perfil, la experiencia y la antigüedad propia que la normatividad determina.


Poco le valen a la españoleta los derechos de estos trabajadores; un ejemplo de ello es su secretario particular, Daniel Prado, quien ningún mérito tiene y se encuentra estrenando categoría; así también los miembros de la cofradía de la mano caída del secretario técnico, Rigoberto Ríos Jiménez.


¿Quien está detrás de los excesos de esta flamante directora del COBACH en elpalacio de gobierno ?


Es un secreto a voces que se trata nada más y nada menos que de la Secretaria Técnica, María Esther García Ruiz, quien poco le abona al Gobernador del Estado con la nula experiencia y capacidad que ostenta dentro de la administración pública.

302 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731

©2020 por El Fronterizo del Sur