Maíz y agua por petróleo venezolano: la empresa mexicana que está bajo la lupa de la UIF y EU


*Libre Abordo y la Corporación Venezolana de Comercio Exterior firmaron presuntamente dos contratos, que ascendían a 235 millones de dólares, para realizar dicha actividad, según El

Maíz y agua por petróleo venezolano

Ciudad de México, 29 JUL.-La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) y el Departamento del Tesoro de Estados Unidos investigan una serie de intercambios entre la empresa mexicana Libre Abordo y la Corporación Venezolana de Comercio Exterior (Corpovex), que violan las sanciones impuestas a la nación sudamericana, indicó una investigación de El País.

Dicha empresa mexicana dedicada al comercio internacional y sin experiencia en el sector petrolero y Corpovex firmaron en junio de 2019 dos contratos, valorados en aproximadamente 235 millones de dólares, para que la empresa mexicana le otorgara maíz y camiones cisterna de agua potable a la corporación venezolana a cambio de petróleo de ese país.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos, que investiga dicho negocio, detalla que mediante estos contratos se han otorgado más de 30 millones de barriles de crudo, situación que infringe las sanciones norteamericanas en Venezuela.

Asimismo, expuso El País, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público cuenta con una investigación para conocer a fondo las actividades relacionadas con estos acuerdos.

De acuerdo con la información del Departamento del Tesoro, ambas partes firmaron un acuerdo el 13 de junio pasado, en el que Libre Abordo se comprometía a enviar mil camiones cisterna por un valor de alrededor de 164 millones de dólares.

Cuatro días más tarde, la compañía mexicana y Corpovex llegaron a otro acuerdo por el que la compañía norteamericana se comprometía a enviar 200 mil toneladas de maíz blanco, con valor de 66 millones de dólares.

Ambos contratos fueron firmados, según el departamento estadounidense, fueron firmados por Olga Zepeda, de Libre Abordo, y Wilfredo Celestino, director ejecutivo de Corpovex.

A pesar de que el gobierno venezolano no ha emitido una declaración oficial al respecto, fuentes allegadas a Nicolás Maduro niegan que los contratos obedezcan a un negocio ilegal. Aseguran que la falta de claridad en estos se debe a los problemas que tiene la nación sudamericana para efectuar cualquier negocio ante las naciones impuestas por Estados Unidos.

En el país norteamericano sostienen, señaló El País, que Libre Abordo es cómplice de una red de corrupción liderada por Alex Saab, colombiano detenido el 13 de junio pasado en Cabo Verde, tras la activación de una alerta roja de la Interpol, y que es conocido como testaferro de Maduro.

Estados Unidos sostiene que Saab es el principal responsable de la organización de esquemas corruptos de los que se benefició tanto él como el presidente de Venezuela.

A lo largo de su administración, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha evitado hablar acerca de la crisis económica y humanitaria por la cual atraviesa Venezuela, esto al asegurar no intervendría en asuntos de otros países.

No queremos tener pleitos con gobiernos extranjeros. Nosotros estamos por la solución pacífica de las controversias y por la cooperación para el desarrollo, y repito: no intervención y autodeterminación de los pueblos.

Por eso apoyo la decisión que tomaron los diplomáticos mexicanos en este encuentro de no firmar esa carta porque no seremos candil de la calle y oscuridad de la casa”, indicó en enero de 2019.

Sin embargo, esa postura estaría ocultado un negocio entre ambas naciones; para ello el diario El País señala que desde junio de 2019 la empresa mexicana Libre Abordo y la venezolana Corporación Venezolana de Comercio Exterior han estado intercambiando recursos, tales como petróleo venezolano a cambio de maíz y camiones cisterna para agua potables procedentes de México.

De acuerdo con documentos a los que tuvo acceso el medio de comunicación español, se detalla que en esta operación se firmaron dos contratos valorados en casi 200 millones de euros, lo cual evidencia la opacidad del intercambio entre ambos países.

En ese sentido, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, el cual investiga este caso, asegura que con este sistema se han despachado más de 30 millones de barriles de crudo, una operación que viola las sanciones estadounidenses sobre Venezuela. 

Por ello, autoridades de Washington D.C. sostienen que los intermediarios mexicanos no solo fueron piezas clave para evadir las sanciones que impuso la Unión Americana a dicho país sudamericano, sino que además los señala como cómplices de una red de corrupción liderada por el colombiano Alex Saab, quien fue detenido el pasado 13 de junio en Cabo Verde tras la activación de una alerta roja de Interpol y quien es señalado como uno de los principales testaferros de Nicolás Maduro. 

¿Será que por esto AMLO se ha querido hablar sobre la crisis por la cual atraviesa Venezuela a fin de que no se destape este negocio?

¿Y aún así sigue creyendo que se acabó la corrupción con la 4T?


22 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731

©2020 por El Fronterizo del Sur