Un año de impunidad para delincuentes de Bella Vista

La Fiscalía General del Estado, a través del ministerio público de Frontera Comalapa, abrió la carpeta de investigación número 0139-034-0606-2019, en contra de siete elementos de la policía municipal de Bella Vista, Chiapas, y nada de nada. Ya va a llegar el 2021, y la impunidad sigue campante.



Se trata de una querella interpuesta por el ex candidato a la presidencia municipal de ese lugar, Josué Omán Morales Velázquez, luego de múltiples agresiones sufridas en su contra u el de una persona más, familiar suyo, Emigdio Uriel Moreno Velázquez. Ya vienen las nuevas elecciones, mismas que motivaron la primera agresión, y la justicia sigue durmiendo el sueño de los justos. ¿Cuánto dinero habrá entregado el presidente municipal Octavio Hugo Morales Santizo a los fiscales investigadores?


Aquellos hechos ocurrieron un domingo 29 de diciembre, cuando el denunciante se encontraba trabajando en su parcela, junto a su pariente, cuando por el lugar pasaban los elementos policíacos, en estado de ebriedad, quienes comenzaron a golpear a su familia, a quien le estaban pidiendo 500 pesos.


Morales Velázquez decidió intervenir, ofreciendo el dinero que los elementos policíacos estaban exigiendo, pero al verlo los uniformados también se fueron sobre él para golpearlo en diversas partes de su cuerpo.


Después los agresores decidieron subir a las víctimas a la unidad oficial para ser trasladados a la comandancia municipal, siempre sin dejar de torturarlos a golpes de tolete y puntapiés.


Más tarde, al ingresarlos a la cárcel municipal, continuaron torturándolos, al tiempo de exigirles la cantidad de cinco mil pesos, cantidad que obtuvieron a condición de dejarlos en libertad, para posteriormente dejar ahí la unidad y posteriormente dispersarse por la cabecera municipal.


Cuando más tarde arribó el responsable del área y preguntó el motivo de que estuvieran encarcelados, a lo que los denunciantes dijeron desconocer los motivos, al tiempo de relatarle los hechos, siendo liberados, pues no existía ningún delito ni orden judicial para ser detenidos.


De inmediato los hombres golpeados decidieron acudir ante el agente del Ministerio Público de Frontera Comalapa, licenciado Agustín Monjaraz, quien los atendió en horas de la noche y abrió la carpeta de investigación 0139-034-0606/2019, además de girar sendos oficios para los actos de investigación correspondiente a fin de deslindar responsabilidades y castigar a los culpables.


A la fecha, este expediente penal sigue también durmiendo el sueño de los justos; como si no existieran unos peligrosos policías haciendo de las suyas, cobrando dinero sin que haya deudas, encarcelando a quienes les ordena el presidente municipal como si éste fuera autoridad judicial.


Disraeli E. Angel Cifuentes

FSUR

40 vistas
WhatsAppFsur.jpg
SpotifyEnfoqueF.jpg
EnfoqueFCaratula.png
13131411_262657974083580_425907592476731

©2020 por El Fronterizo del Sur